Se encuentra usted aquí

Las Trece Noches Sagradas: Noche Décima

noche 02

Yo

amo,

recibo

la vida.

Cada día estoy de vuelta

del infinito de mis sueños.

Comprendo e integro

la enseñanza

de las flores.

Y en mi cuerpo

me doy cuenta y celebro

el cuidado

de las Damas de transcendental belleza e inspiración

  

Noche décima:

El cuerpo es el jardín encarnado en el que el alma puede desvelar la presencia de las Damas de las flores. En infinita contracción, el cuerpo es recreado y moldeado por un universo de fuerzas afines.

Sólo el que se honra y ama en su cuerpo, puede ver y conocer la más alta inspiración.

  

Inspiración:

Mantener el cuerpo en buena salud es una obligación… de otra manera no podremos mantener nuestra mente fuerte y clara.     (Buda)

 

Noches anteriores:

Noche Novena   Noche Octava   Noche Séptima   Noche Sexta   Noche Quinta   Noche Cuarta   Noche Tercera   Noche Segunda   Noche Primera

Las Trece Noches Sagradas